Filete de Salmón a la parrilla

Preparar un salmón a la parrilla no necesita muchos ingredientes. Este es el listado:

  • 4 filetes de salmón
  • 2 limones pequeños
  • 4 tomates de tamaño medio
  • 1 dl. de aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Pimienta
  • Laurel
  • Romero

Preparación de salmón a la parrilla

La receta de salmón a la parrilla es bastante simple. Estos son los pasos que debes de seguir para tener éxito durante la preparación:

  1. Mientras se calienta la parrilla, vas a preparar una escabeche utilizando el aceite de oliva, jugo de limón, y las especias. Para ello, en un bol vierte el aceite, corta por la mitad dos limones y los exprimes.
  2. Remueve un poco y a continuación esparce sal, pimienta, laurel y romero a tu gusto personal. Vuelve a remover todo durante un par de minutos para que se mezcle todo bien. Deja reposar hasta que esté la parrilla bien caliente.
  3. ¿Está ya a la temperatura adecuada? Entonces moja cada uno de los filetes de salmón en el escabeche, por dos minutos. Asegúrate que se remojen los dos lados por igual. Al sacarlos, lo escurres bien.
  4. Directamente ponlo en la parrilla, con el fuego lento, para hacerlo durante unos 4 minutos por cada lado. Repite el proceso hasta que todos los filetes estén bien dorados por ambos lados.
  5. Mientras se van haciendo los filetes de salmón, vas a sofreír los tomates con un poco de aceite. Aquí tienes un poco de libertad, porque también puedes preparar un poco de tomate frito triturándolos y cocinándolos con un poco de cebolla.
  6. Al poner el salmón en el plato, rocía un poco con el escabeche que te ha sobrado y un tomate frito. Que recuerda, puede ser triturado o frito directamente. ¡Y listo para comer!

Cocinar salmón a la parrilla, ¿tiene algún secreto?

Lo cierto es que cocinar un salmón a la parrilla no tiene ningún secreto. Puede ser una receta perfecta para que las personas que apenas tienen experiencia en la cocina comiencen a probar.

Para que el pescado no quede muy seco, o demasiado crudo, hay que controlar el tiempo de cocción en la parrilla. Cuatro minutos son más que suficiente a fuego lento. Recuerda que el hecho de que el fuego esté muy alto no quiere decir que se vaya a hacer antes. Todo lo contrario, podrías quemar demasiado la carne y que esta pierda todo su sabor.

El bañarla en escabeche es totalmente opcional. Esto, básicamente, funciona como el adobo cuando haces cerdo a la barbacoa. Es una forma de ayudar a que la carne quede más jugosa cuando has terminado de cocinarla en la parrilla.

Si no vas a usar adobo, entonces esparce unas gotas de jugo de limón por encima del salmón cuando esté listo. O bien podrías aplicarle alguna salsa, como la verde.